Paseo estudiantil

Colegiales paseando una mañana por el casco antiguo. Para alguno de ellos, probablemente sea la primera vez, y quién sabe si la última, que pasa por allí. Carrer Miramar.

Escultura enigmática

Un paseante me dijo, mientras tomaba esta fotografía, que la escultura podía ser girada sobre su eje. Francamente, y cuando no me miraba nadie, traté de hacerlo sin conseguirlo. Me gustaría que algún lector diera luz sobre ello. Carrer Curt.

Tendedero

Aunque perseguidos, y con razón, por las ordenanzas municipales de medio mundo, los tendederos exteriores aportan un signo de humanidad y cercanía en la ciudad. Por lo que he podido comprobar, este de la fotografía tiene vocación de permanencia callejera. Carrer de la Pólvora.

Economía

Demostrado queda que no es imprescindible un gran desembolso de dinero en carteles, basta con un poco de ingenio y algo de destreza con la tiza. Carrer de Santa Clara.

Medios de transporte

Siempre me ha sorprendido la facilidad con la que mucha gente sustrae carros de los supermercados y su posterior deambular por nuestras calles. Sin embargo, reconozco que en esta ocasión uno de ellos me facilitó el tomar esta curiosa fotografía. Carrer de Can Sales.

Nenúfares

Pues sí, en Ciutat también se pueden ver nenúfares. Y casi a la sombra de la Seu. ¿Sabe alguien dónde exactamente?

Patio en claroscuro

Reconozco que este hermosísimo a la vez que modesto patio, es una de mis debilidades en los paseos por Ciutat, especialmente a la hora en la que el sol ayuda a componer claroscuros como el de la fotografía ¿Algún lector conoce su ubicación?

Pelleteria

Calle que trae recuerdos de panes, ensaimadas, cremadillos y otras numerosas exquisiteces que dejaron de hornearse hace unos pocos años, cuando cerró el carismático forn que allí se había establecido muchísimo tiempo atrás. Como triste recuerdo, aun cuelga de su fachada el letrero anunciador.

Subiendo

No son las más empinadas e incluso puede que no sean tampoco las más largas, pero lo que seguro que pensamos muchos es que pocas escaleras en Ciutat más incómodas que las de las calles d’en Brossa y el Pas d’en Quint.

San Bruno

Pobre San Bruno. Víctima, como tantos otros, del precio a pagar, al parecer, por ser civilizados. Ahí está él, con su mitra en el suelo, símbolo del poder eclesiástico que rechazó para dedicarse a la vida contemplativa, mirándonos desde la fachada de una casa señorial de Ciutat. Sobre él, un racimo de cables que probablemente lleven a nosotros electricidad o telefonía o cualquier otro servicio sin el cual ya no sabríamos vivir. En cambio, sí podemos soportar sin pestañear este atentado contra la estética, si no contra el arte, que se extiende por Palma como una plaga sin control. Invito al lector a identificar el lugar donde se tomó esta fotografía.