Tendedero

Aunque perseguidos, y con razón, por las ordenanzas municipales de medio mundo, los tendederos exteriores aportan un signo de humanidad y cercanía en la ciudad. Por lo que he podido comprobar, este de la fotografía tiene vocación de permanencia callejera. Carrer de la Pólvora.