No existen premios ni castigos, sino consecuencias (Confucio).

Autor: @jllabellon

Deja un comentario